Sigue en alza

0
20

Independiente le ganó a Instituto por 2-0 con goles de Martín Zapata y Facundo Parra, en el Libertadores de América y quedó a un punto de los puestos de ascenso.

El “Rojo” volvió a ganar y acumula cuatro victorias consecutivas en condición de local. De la mano de Omar de Felippe, el conjunto de avellaneda, definitivamente encontró regularidad y sigue por la línea ascendente en este duro Nacional B.

Con esquemas idénticos de ambos equipos, el comienzo del encuentro fue parejo hasta que aparecieron Montenegro y Pisano. Primero fue “Pisanito” que le puso un pase bárbaro al “Rolfi”, pero su disparo se fue besando el palo derecho del arquero Chiarini. Después, el 10 con un pelotazo milimétrico, dejó solo a Mancuello y el volante con un ángulo cerrado no pudo abrir el marcador. A partir de ahí, el partido tuvo un solo dueño y fue Independiente, que con desbordes se llevó por delante al conjunto cordobés. El local intentó con centros, algunas jugadas asociadas y remates desde afuera.  Del lado visitante, solo una jugada aislada desde un tiro libre que bajó De Miranda y Velázquez no pudo conectar en el área chica por la buena salida del “Ruso” Rodríguez.

En la segunda etapa, Instituto presionó mucho y por momentos se adueñó de la mitad de cancha. A los dos minutos, Lastra recibió solo dentro del área y su disparo se fue por arriba del travesaño.  Pero Independiente volvió a mostrar carácter y en plena levantada del rival, puso el 1-0. A los 7 minutos, la agarro Zapata después de un gran anticipo de Velázquez y con pelota dominada, corrió casi desde la mitad de cancha sin ninguna marca, hasta el borde del área grande y definió al palo derecho de Chiarini que nada pudo hacer. El visitante, se adelantó en el terreno y con algunos centros inquieto al arco del “Ruso” pero volvió a cometer el mismo error porque quedó mal parado atrás y el “Rojo” como en el primer gol, lo aprovechó de contra. La jugada arranco nuevamente desde un perfecto anticipo de Velázquez, la tomó Mancuello, salió rápido con un pelotazo cruzado a Montenegro  que traslado unos metros hasta el borde del área, lo vio sin marca a Parra y el 9 con el arco libre liquido el encuentro. Ya con un Instituto muy golpeado, Independiente pudo haber goleado pero falló en el último toque.